ellektra (ellektra) wrote,
ellektra
ellektra

Quién teme al lobo feroz

Ojalá todos los episodios de Sons of Anarchy fuesen como el último. Que vale, podría achacar lo bien que me lo he pasado al hecho de que por primera vez en mucho tiempo he visto el episodio sin haber leído spoilers y así las sorpresas me las he comido todas con gusto, pero aun así... ¡ha sido un capi genial! Bien escrito, bien actuado, en el que todo fluye fácilmente.



Tara ha salido poquísimo en este episodio y ha dicho incluso menos cosas pero aun así he disfrutado el tiempo que ha salido. Queda claro que Wendy y ella están colaborando para hacerle la puñeta a Gemma y sacar a esos niños de ese entorno tan hostil. Otra cosa es como luego les salga el tema, porque la historia dice que Gemma siempre gana y que no hay forma humana de salir de Charming, a no ser dentro de una caja de madera y sin vida. Ya me parece bastante raro que no se haya enterado todavía del tema pero lo achaco a que está más pendiente de Nero y no se da cuenta de que Tara puede ser peligrosa cuando quiere.

Me encantó la escena en el taller cuando Gemma grita “my kids” y luego rectifica y dice “my grandchildren” Fue una escena fantástica que viene a ilustrar lo que todo el mundo sabe: Gemma considera a Jax y los hijos de éste como de su propiedad y no permitirá que nadie se los lleve lejos de ella. Increíble esta mujer.

¡Pobre Phil! Me caía bien el pobre muchacho y se lo cargan así como así. Fue un buen golpe de efecto porque no me lo esperaba para nada (otro aspecto positivo de no haber leído spoilers) Luego va Jax, que se ha vuelto un gilipollas, y se pone en plan destroyer y dice que tienen que devolver el golpe.

Es una pena lo que ha pasado con Jax. No es que esté roto desde la muerte de Opie, es que directamente ha perdido la capacidad de pensar, antes era listo, pero ahora solo piensa en sangre y más sangre, y todo para nada. La última escena, en la que queman los chalecos de Phil y el aspirante y Jax les dice que lo entierren todo y luego se va, es muy ilustrativa de cómo está la situación en el club. Jax está completamente solo. Tig le pregunta si aún puede contar con él, Chibs (¡Chibs!) le echa la bronca porque Jax toma decisiones basándose sólo en lo que él cree conveniente para el club, que por supuesto es en realidad para él mismo. Igual que Clay. ¡Y Chibs se lo dice!, pero Jax está en estado de negación absoluto y le entra por un oído y le sale por el otro. Es preocupante, en serio. Esta serie a ratos me recuerda a la segunda parte de El Padrino y ahora me empieza a recordar a Julio César, así que empiezo a preguntarme si la serie acabará con el club dándole la espalda y vendiéndole a alguno de los enemigos del club.

¡Cameos! Los de Pileggi, que con el capítulo de hoy parece dar carpetazo a su personaje en la serie, y Robert Patrick. El primero sigue igual que siempre, parece que el tiempo no pasa por él, pero Robertooo…. Cada día está más viejo. Cada día. Literal.

Y adiós, Otto. No puedo decir que le vaya a echar de menos pero fijo que para Sutter ha sido como cerrar una herida abierta (o algo así) Lo de Toric me dio más o menos igual. A ver, sabía que no iba a durar mucho porque el actor está rodando Vikings pero tampoco me esperaba que fuese en este mismo episodio. De todas formas no le voy a echar de menos, no ha sido el mejor villando que ha pasado por el club. Más bien ha sido un sucedáneo de mcguffin.

A ver qué tal siguen las cosas. Aparentemente la uva pasa putilla vuelve para el próximo episodio así que quién sabe si Jax volverá a tirársela o qué. Solo sé que no puedo esperar a que Tara se entere y le encañone. ¡Se va a liar parda, Catalina!

Tags: nunca hay series suficientes, sons of anarchy
Subscribe
  • Post a new comment

    Error

    default userpic

    Your IP address will be recorded 

    When you submit the form an invisible reCAPTCHA check will be performed.
    You must follow the Privacy Policy and Google Terms of use.
  • 2 comments